miércoles, 12 de mayo de 2010

Curriculo de Educación Inicial

                                                        Objetivos del Nivel Maternal
 
• Promover la comunicación y expresión de vivencias, ideas,sentimientos, sensaciones, emociones y deseos a través dellenguaje gestual y oral; así como juegos de roles y/o actividadesde representación e imitación de situaciones relacionadas con suentorno familiar, comunitario y escolar.
• Propiciar la formación de hábitos de alimentación y de higiene. personal y colectiva.
• Fomentar la educación sensorial, el desarrollo de la percepción, la memoria, la atención y la inteligencia a través de diversas actividades lúdicas adecuadas a la edad.
• Promover las relaciones con sus pares, adultos y adultas, para que desarrollen progresivamente actitudes de cooperación y construcción de producciones sencillas.
• Promover en el niño y la niña la manipulación, exploración y descubrimiento de los elementos de su ambiente.
• Propiciar en el niño y la niña el establecimiento de relaciones con objetos y personas de su ambiente que les permitan identificar y describir sus atributos.




 
                                                           Objetivos del Nivel Preescolar


• Fortalecer las potencialidades, habilidades y destrezas de los niños y las niñas, a fin de que éstos y éstas puedan integrarse con éxito a la Educación Primaria Bolivariana.
• Fomentar las diferentes formas de comunicación (lingüística, gestual y escrita). Propiciar el respeto por los demás; así como la satisfacción y alegría
por los resultados de sus producciones y las del colectivo.
• Promover la formación de hábitos de alimentación, higiene personal, descanso, recreación, prevención, protección de la salud y
seguridad personal.
• Fomentar una actitud de respeto y aceptación a personas en situación de riesgo y/o necesidades educativas especiales,atendiendo a la diversidad e interculturalidad.
• Potenciar el desarrollo de la percepción, la memoria, la atención y la inteligencia a través de la afectividad y las diversas actividades lúdicas adecuadas a la edad.
• Fomentar una actitud ambientalista y conservacionista.
• Promover la manipulación, descubrimiento y conocimiento de algunos recursos tecnológicos de su entorno.
• Favorecer la adquisición progresiva de los procesos matemáticos, el conocimiento físico, las relaciones espaciales–temporales, la serie y cantidad numérica, de acuerdo con la relación con su ambiente.


                                         Perfil del maestro y la maestra


El maestro y la maestra del subsistema de Educación Inicial Bolivariana, se caracteriza por enfatizar el amor y el respeto cotidiano; así como por su alta capacidad de expresión de sentimientos, sensibilidad e interacción social. Es un profesional que está conciente de su vocación para el ejercicio de la docencia, congruente en su sentir, pensar y actuar; con altos niveles de conciencia y responsabilidad, tanto de sí mismo y sí misma como de la realidad física y social donde se encuentra.
Además, es una persona poseedora y promotora de una conducta ética, moral, social y cultural cónsona con los valores locales, regionales y de la nacionalidad venezolana; así como de habilidades para comunicarse con el colectivo comunitario, en tanto posee una sólida
conciencia. En definitiva, se trata de un maestro y una maestra que sea capaz de:
• Promover las relaciones interpersonales con los niños, niñas, adultos
y adultas involucrados en el proceso educativo.
• Relacionarse con sentido de equidad y justicia social en la aceptación,
comprensión y respeto de la diversidad personal y cultural del niño,niña y su familia.
• Atender diferenciadamente las potencialidades de los niños y las
niñas.
• Emplear herramientas personales y conocimientos para facilitar el
trabajo interdisciplinario, en pro de la atención integral del niño y la
niña.
• Demostrar una actitud para el trabajo grupal, utilizando un sentido
cooperativo y solidario.
• Promover el diseño en colectivo de proyectos sociales y comunitarios
que propendan al desarrollo endógeno y a elevar la calidad de
atención de los niños y las niñas.
• Asumir una actitud crítica, reflexiva y transformadora permanentemente en su práctica pedagógica.
• Actuar con sensibilidad y responsabilidad en la preservación y
conservación de los recursos naturales y sociales.
• Comprometerse con la difusión, conservación y rescate delpatrimonio histórico y cultural de Venezuela.
• Planificar y evaluar de manera consciente los procesos de aprendizaje.
• Promover la investigación como proceso permanente y fundamental
en el aprendizaje.




          Perfil del niño y la niña que egresa del subsistema de
                                             Educación Inicial Bolivariana





La Educación Inicial Bolivariana se propone contribuir a la formación integral del niño y la niña, enmarcada dentro de una labor conjunta,
interactiva, cooperativa y coordinada los distintos actores del proceso
educativo, atendiendo a sus características de desarrollo y el contexto
socio-cultural en el cual se desenvuelven.

En este sentido, se concibe que el conocimiento infantil se reconstruye en un proceso que implica componentes cognitivos, afectivos, emocionales y del lenguaje, y que en consecuencia la planificación y la evaluación educativa poseen características de integralidad y continuidad, al igual que los procesos de aprendizaje y las estrategias didácticas, que deben guardar relación entre sí para que el niño y la niña que egresa del subsistema de Educación Inicial Bolivariana:

• Reconstruya conocimientos, a través de la interpretación de códigos lingüísticos, matemáticos, científicos y sociales.
• Se exprese creativamente, a través de actividades artísticas: la pintura, el dibujo, el modelado, la música, la expresión corporal y las
representaciones de personajes y situaciones.
• Utilice los objetos, juguetes, instrumentos y materiales disponibles como un medio para su aprendizaje.
• Realice juegos y actividades de aprendizaje con diversos materiales con la ayuda del adulto y la adulta, otros niños y niñas y por iniciativa propia.
• Actúe como un ser original y creativo, capaz de demostrar curiosidad y espontaneidad en sus acciones.
• Establezca relaciones sociales a través del juego, las conversaciones y otras situaciones de la vida diaria.
• Demuestre iniciativa en la toma de decisiones acordes a su edad y en relación con su entorno.
• Se reconozca como un yo dinámico que valora y disfruta de las actividades físicas, lingüísticas, musicales, sociales y estéticas.
• Comience a conocer sus emociones y manejarlas, reconocer las de otras personas.
• Participe con otras personas en actividades y creaciones colectivas
en diferentes entornos: la escuela, la familia y la comunidad.
• Se identifique como persona, iniciándose en la toma de conciencia
como ser social, en una familia y una comunidad; atendiendo a sus normas, hábitos, valores y costumbres.
• Demuestre interés por las otras personas y practique la solidaridad y la cooperación mutua.
• Establezca relaciones afectuosas, de confianza, respeto y pertenencia en su familia y su comunidad.
• Participe del trabajo en grupo, manteniendo relaciones interpersonales abiertas y positivas.
• Desarrolle una conciencia ambientalista de amor por la naturaleza, las personas y su entorno particular.
• Manifieste sentimientos positivos hacia sus congéneres, de respeto y solidaridad.
• Valore las diferencias y similitudes de género.
• Aprenda a reconocerse a sí mismo y sí misma como parte diferente y, a su vez, integrante de su entorno inmediato.
• Sea capaz de comunicarse, expresar curiosidad intelectual, sentido crítico y autonomía.
• Comprenda acciones y situaciones en textos y diversos géneros literarios.
• Capte el ambiente, estableciendo relaciones de causa-efecto, de espacio y tiempo, de cuantificación y elementos tecnológicos relacionados a su edad y nivel de desarrollo.
• Aplique procesos de pensamiento, experiencias y conocimientos en las diversas situaciones y problemas de su vida diaria.
• Practique hábitos relacionados con el trabajo: planifique lo que va hacer, desarrolle la actividad planificada y comente sobre lo que hizo.


 
Ambiente de aprendizaje

Desde la perspectiva de integralidad que se asume en el Currículo
del SEB, es muy importante analizar cómo se organiza el ambiente de
aprendizaje en el que van a crecer y desarrollarse los niños y las niñas,
en tanto este representa la concreción de la labor educativa (Zabalza:
2001). El término ambiente se refiere al conjunto del espacio físico y las relaciones que se establecen en él: los afectos, las relaciones
interindividuales entre los niños, niñas, adultos y adultas; y, entre niños, niñas y sociedad en su conjunto; de allí que, la organización del espacio físico, los materiales y el tiempo sean instrumentos básicos que poseen el maestro y la maestra para concretar las acciones pedagógicas en los Centros de Educación Inicial Bolivarianos.
El ambiente de aprendizaje está constituido por cuatro dimensiones:


física, funcional, temporal y relacional, las cuales están interrelacionadas entre sí; de manera tal que deben ser analizadas en interacción con las otras. La dimensión física está vinculada al tamaño y condiciones estructurales del espacio y a los materiales, mobiliario y equipos dispuestos en él; al mismo tiempo que, contempla los aspectos estéticos y ambientales. Al respecto, es importante señalar que el espacio físico debe ser mayor para los niños y las niñas entre los cero (0) y tres (3) años de edad; en tanto que, a medida que el niño y la niña crece, requiere menor espacio.
Los espacios físicos deben ser higiénicos, confortables, amplios, bien
diferenciados y de fácil acceso. Cada espacio de trabajo debe ser acogedor, agradable, con buena iluminación, ventilado, seguro, estable y ordenado; organizado en correspondencia con las necesidades,
potencialidades e intereses de los niños y las niñas, y con las
peculiaridades de cada región.
Es por ello que, la selección de los muebles para los distintos espacios
debe estar ligada a la talla y el peso de los niños y las niñas; así como a las características y momentos de su desarrollo. Éstos deben ser
cómodos, de buena calidad, resistentes, fáciles de limpiar y de desplazar. La dimensional funcional es la referida al modo de utilización de losespacios, su polivalencia; entendida como las distintas funciones que puede asumir un mismo espacio físico para el desarrollo de diversas actividades. El espacio debe planificarse sobre la base de las
oportunidades a ofrecer para que los niños y las niñas puedan representar, imitar, observar, sentir, tocar, oler, explorar, descubrir, manipular, construir, armar, separar, comparar, clasificar, crear y cambiar la forma de los objetos.
El espacio debe permitir lecturas de cuentos, poesías y rimas; así
como oír canciones, iniciarse en la escritura, propiciar la realización de
actividades de dibujo, pintura y modelado. En fin, debe permitir que los
niños y las niñas puedan apreciar experiencias sensoriales gratas; incluso, que puedan realizar pequeñas recetas de cocina.
La dimensión temporal se refiere a la planificación del tiempo en una
jornada o rutina diaria de atención, debiendo incluir y asegurar las
actividades pedagógicas dirigidas, de recreación, colectivas, de pequeño grupo e individuales, estructuradas y no estructuradas; además de los momentos para la alimentación, la higiene, el sueño y el descanso de los niños y las niñas.
La dimensión relacional se refiere tanto a las distintas agrupaciones que se establecen en los espacios, como a las diversas relaciones e
interacciones que se dan dentro del espacio interno, externo y las normas de funcionamiento. Las agrupaciones deben responder al número de niños y niñas, características, necesidades, potencialidades y niveles de desarrollo; así como al espacio de que se dispone, el tipo de actividades y el número de adultos y adultas.
Por ende, el ambiente de aprendizaje es uno de los elementos importantes de la acción pedagógica en la Educación Inicial, ya que las
personas viven y se desarrollan en espacios en los cuales se producen
un conjunto de relaciones que se estructuran con gran complejidad. El
percibir dichas relaciones, reconocerlas y llegar a representarlas
mentalmente forma parte de la educación del niño y la niña desde su
nacimiento. En la medida que éstos y éstas vayan tomando conciencia
de sí mismos y sí mismas, y de donde empieza el mundo exterior, podrán tomarse como referencia en esta percepción del ambiente.
En este sentido, la Educación Inicial considera la realidad del niño,
niña, familia, comunidad y escuela desde una perspectiva amplia, que
incluye todos los contextos donde niños y niñas crecen y se desarrollan; contextos que forman parte de su cotidianidad y su aprendizaje natural.

El ambiente de aprendizaje se define, entonces, como una comunidad
de aprendizaje cuidadosamente planificada, donde el papel del adulto y
la adulta es decisivo para que ocurran las interacciones de los niños y las niñas con sus pares, con los materiales y con las personas de su entorno, dentro de un sistema dinámico, democrático y humano, a través del cual cada elemento constituyente de este sistema es un participante activo que se nutre de esta relación (ME, 1986).
Para el niño y la niña el ambiente está ligado a su actividad cotidiana y
habitual, la cual toma como punto de referencia para orientarse. Es a
partir de esta cotidianidad que aprende normas, valores, costumbres y
conocimientos que les hacen sentirse seguros en el entorno en el cual
crecen. Por ello, la organización de la rutina diaria en la Educación Inicial se debe llevar a cabo de manera estable, secuencial, predecible y a la vez flexible; respetando el ritmo de los niños y las niñas, el tiempo de juego, de aprendizaje activo y la atención de sus necesidades básicas.
La distribución de la rutina diaria va a depender de las edades de los
niños y las niñas, de la vía de atención y del horario de permanencia en
las instituciones (medio turno o turno completo). De acuerdo con estos
criterios, se recomiendan los siguientes momentos:

Llegada y despedida: se realiza en la institución educativa, ambiente
familiar o comunitario cuando llegan y se van los niños y las niñas. La
llegada debe ser planificada cuidadosamente con estrategias quepromuevan una recepción afectiva, el saludo individual, colectivo e
intercambio de información con los adultos y las adultas.

• Alimentación, aseo, descanso y recreación: se planifican en función de las necesidades de los niños y las niñas, y la formación de hábitos en acción directa en el aula e indirecta, a través de orientaciones a las familias.

Actividades pedagógicas (en pequeños grupos, colectivas, en
el espacio exterior e intercambio y recuento):
se planifican de
acuerdo con el diagnóstico hecho por el maestro y la maestra, losintereses de niños y niñas y su edad; según las características
propias de su localidad y respetando la diversidad e interculturalidad.










La educación preescolar es el nombre que recibe el ciclo de estudios previos a la educación primaria obligatorio establecida en muchas partes del mundo. En algunos lugares es parte del sistema formal de educación y en otros como un centro de cuidado o guardería.
En cada país del mundo existe este sistema educativo como una institución establecida aunque en cada uno de ellos se le conoce de diversas formas tales como guardería, jardín de infancia, jardín infantil, educación infantil, parvulario, kínder, kindergarten, jardín de infantes, etc.
La edad de los niños que asisten tienen entre 3 y 6 años, aprenden la forma de comunicarse, jugar e interactuar con los demás apropiadamente. Una maestra le ofrece varios materiales para manipular y realizar actividades que motiven a los niños a aprender el lenguaje y el vocabulario de las palabras, matemáticas, ciencias, idiomas extranjeros y computación, así también como arte, música y conducta social.
La educación preescolar en Venezuela es llamada Educación Inicial, parte desde los 2 meses de vida a los 6 años 11 meses. Es de grado obligatorio los últimos 3 años de esta educación ya que estan llenos de experiencias que dan paso a la educación básica.

La Educación Inicial en Venezuela se divide en:
a) Prematernal. b) Maternal. c) 1er. Nivel de E.I. d) 2do. Nivel de E.I. e) 3er. Nivel de E.I.
Los 3 últimos años son los obligatorios, y como regla (no es estricta), los niños que aprueban el 2do. Nivel deben saberse el abecedario y los números; y los niños que aprueban el 3er. Nivel saben leer completamente.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada